Abertis y la DGT presentan un estudio realizado por Sigma Dos sobre la percepción del riesgo por parte de los jóvenes

La Fundación Abertis y la Dirección General de Tráfico (DGT) han presentado un estudio, realizado por Sigma Dos, de seguridad vial en el que los protagonistas son los jóvenes conductores de entre 16 y 22 años. En la presentación del estudio han estado presentes el director general de Tráfico, Gregorio Serrano y el director de Relaciones Institucionales y RSC de Abertis, Sergi Loughney.

El objetivo del amplio estudio es dar a conocer a todos los actores implicados dentro del ámbito de la seguridad vial y a la sociedad en su conjunto, como piensan y que
opinión tienen sobre diversos aspectos de la movilidad tanto los conductores noveles, como los que en breve lo serán. El estudio, , elaborado por SigmaDos, se ha realizado
de forma presencial a 2.000 jóvenes de diferentes zonas del territorio español y con formaciones diversas, en los que han opinado acerca de temas como la influencia del
carnet por puntos, la velocidad en la seguridad vial o los límites de alcohol y drogas en la conducción.
Uno de los temas en el que más apoyo han mostrado los jóvenes es el actual carnet por puntos como elemento de mejora de la seguridad vial: prácticamente ocho de cada
diez considera que el actual permiso de conducir es una herramienta que ayuda a mejorar la seguridad vial.

En relación a los límites de velocidad que actualmente existen en las distintas vías españolas, la postura mayoritaria en todos los casos es que dichos límites son
adecuados. El apoyo al mantenimiento de los límites de velocidad actual es muy claro en el caso de las calles (81%) y de las carreteras convencionales (75%) y alcanza el
60,1% respecto a las autovías y el 54,7% en relación a las autopistas.

Paralelamente, el 38% de los jóvenes considera que se debería aumentar el límite de velocidad en las autopistas. Y lo mismo piensa el 32,1% respecto a las autovías. Estas
opiniones sobre los límites de velocidad están en consonancia con la valoración que los jóvenes hacen de las autopistas de peaje como las vías más seguras, seguidas de
las autovías, las calles y las carreteras convencionales. La mayoría de los jóvenes (59,5%) también considera que los actuales límites de
alcohol y drogas son adecuados para garantizar la seguridad vial. El 26,4% apuesta por endurecerlos, mientras que el 11,1% los considera excesivo y es partidario de
reducirlos.

La presencia de las fuerzas de seguridad del Estado en las carreteras y su influencia en la seguridad vial también es evaluada por los jóvenes. El 84,7% considera que su
presencia en las carreteras contribuye a mejorar la seguridad vial, el 83,8% piensa que están para ayudar, el 73,3% opina que contribuyen a facilitar la circulación, aunque
también el 68,8% cree que sólo están para multar.

Ellos mismos se definen contrastando la capacidad al volante de los más jóvenes con respecto a los conductores más maduros. En ese sentido, queda claro el valor
otorgado a la experiencia, ya que el 61,2% de los jóvenes españoles opina que los mayores de 40 años conducen mejor que los jóvenes.
Respecto al impacto ambiental que tiene la conducción, los jóvenes prefieren vehículos eléctricos o híbridos, aunque no lo ven factible a corto plazo y aceptan las medidas que
limitan los desplazamientos cuando existen altos niveles de contaminación. También, en la misma proporción, son plenamente conscientes de la importancia de llevar al día
un correcto mantenimiento del vehículo.

¡Comparte en redes!

Más
noticias

Más noticias