El 70% de las personas mayores de 55 años retrasan la decisión de adaptar su hogar hasta después de cumplir los 70

  • El 44% estaría dispuesto a invertir más de 5.000 € para mejorar la habitabilidad de su hogar. Las razones principales por las que no se realizan cambios en la vivienda son de índole económica y por falta de conocimiento.

A los séniors les preocupa no poder continuar viviendo en su propio hogar. A pesar de que más del 83% de los españoles mayores de 55 años están preocupados por enfrentar dificultades para mantenerse independientes en su propia casa a medida que envejecen, solo el 42% ha realizado ajustes en su vivienda para adaptarla a posibles necesidades futuras.

Así lo evidencia el Primer estudio nacional sobre la vivienda a partir de los 55 años que realizó SigmaDos, promovido por el Colegio de Arquitectos de Madrid y Leroy Merlin. Basado en una encuesta a 1.801 personas mayores de 55 años, representativas de la población de esta edad en España, el informe proporciona una visión detallada de cómo este grupo percibe su futuro habitacional. Su objetivo es iniciar una conversación sobre cómo garantizar que los hogares continúen siendo nuestro refugio en esta etapa de la vida.

Para el 63,6% de los participantes en la encuesta, la razón más importante para llevar a cabo reformas en sus viviendas es la adaptación a sus nuevas condiciones físicas, permitiéndoles moverse con libertad y evitar la necesidad de ayuda externa. De hecho, el 53% se enfoca en la prevención de problemas de dependencia, mientras que el 52,5% prioriza la mejora de la seguridad frente a posibles caídas y accidentes domésticos. Los encuestados mayores admiten que asegurar la movilidad es su principal consideración al realizar cambios y reformas en sus hogares. De hecho, el 52% de las personas mayores de 55 años estaría dispuesto a realizar adaptaciones esenciales, siendo la adaptación del baño la reforma preventiva más comúnmente mencionada.

Leer informe completo.

¡Comparte en redes!

Más
noticias

Más noticias