Empresarias del sector cárnico reivindican la ganadería como motor de la España rural

El sector ganadero y cárnico es uno de los principales motores económicos de la España rural, capaz de fijar población y de cuidar del medio ambiente. Además, es un sector en el que trabajan “miles de mujeres empresarias y ganaderas”, aunque tradicionalmente hayan gozado de “menos visibilidad” que sus compañeros, según las participantes en el foro.  

Bajo esta premisa se ha celebrado hoy en Madrid el foro “La mujer empresaria en la España rural”, organizado por la Interprofesional del Vacuno de Carne, PROVACUNO, junto con Sigma Dos. El encuentro, moderado por Ana Núñez-Milara, redactora jefe de El Mundo, ha contado con la participación de Esperanza Díaz, directora general de MURGACA, empresa cárnica arraigada en Murcia, y Marta García, propietaria de la ganadería Val del Mazo, en Cantabria. Ambas han compartido su experiencia personal y profesional al frente de ganadería e industria cárnica, poniendo en valor el impacto económico de su actividad en sus respectivos entornos rurales y la proyección internacional del vacuno español, “más valorado a veces fuera que dentro de España”, subraya Esperanza Díaz . 

Nuestro sector ganadero, una potencia por descubrir

Marta García, propietaria de la ganadería Val del Mazo, ha señalado que “los ganaderos, a través de su actividad económica, están haciendo no solo por la economía familiar, sino también para otros empresarios derivados de su actividad como pueden ser los veterinarios o los comercios de los núcleos rurales”. Además, la empresaria ha querido destacar que “si el campo no produce, la ciudad no come” y que “con los datos del estudio elaborado por Sigma Dos se demuestra que la percepción de los españoles es la del apoyo al sector cárnico”. Por tanto, se trata de un sector estratégico para la economía española en el que hay muchas familias involucradas y en el que el ganadero es el primer eslabón, el más importante, pero también el más sufrido. En este sentido, reclama más “apoyo, respeto y comprensión a la realidad del sector” por parte de algunos poderes públicos. 

Esperanza Díaz, directora general de MURGACA, ha querido destacar la importancia de dar a conocer el trabajo en el mundo rural no sólo en nuestro país, sino también en el extranjero. Según ha explicado,  “nuestros productos tienen muchísimo valor y, si ya lo valoramos en España, no podemos imaginarnos lo que se valora fuera de nuestro país”. Además, ha querido hacer hincapié no sólo en la importancia de la carne española, sino también del valor de quienes cada día se levantan “con el primer rayo del sol” y que hacen “tan valiosos” nuestros productos: “hagamos que dentro y fuera de España no sólo se valoren nuestros productos, sino también a los productores, el valor de nuestros ganaderos”. Esperanza Díaz también ha puesto en valor la necesaria unidad del sector para potenciar España como marca y ha reclamado más apoyo a la labor de promoción de la “marca España” fuera de nuestras fronteras, algo “esencial” para un sector que genera tantas divisas. 

Rosa Díaz, Marta García, Ana Núñez-Milara y Esperanza Díaz, durante el desarrollo del foro

El papel de la mujer en la España rural. 

Sobre la visibilidad de las mujeres empresarias en la España rural, Marta García ha explicado que “casi el 50 % de las ganaderías de Cantabria son de titularidad femenina” y, tanto ella como Esperanza Díaz, han coincidido en afirmar que no creen que se trate de hombre o mujeres, si no de capacidades. “Estamos en igualdad de condiciones y de capacidades con nuestros compañeros. Nos necesitamos unos a otros, se trata de hacer equipos, de sumar”, ha reivindicado Esperanza Díaz, que ha compartido cómo su madre y su padre trabajaban por igual en la ganadería familiar. 

El sector cárnico y los hábitos alimenticios de los españoles

Al principio del foro, Rosa Díaz, directora general de Sigma Dos, ha desgranado los resultados del estudio: “Son unos resultados muy claros de apoyo general al sector de la ganadería en todos los segmentos sociales y tramos de edad”. Según este estudio, el 77,8% de los españoles cree que el consumo de carne dentro de una dieta variada y equilibrada no perjudica a la salud y, sobre la idea de que eliminar el consumo de carne va a salvar el planeta del cambio climático, el 72,3% de los encuestados no está de acuerdo. 

Por su parte,  la importancia del sector cárnico en la economía española es valorada con un 7,8 en una escala de 1 a 10.  Y es que los ciudadanos consideran que este sector es fundamental para la economía española. Sobre la emisión de gases de efecto invernadero, los sectores industriales (81,8%) y de transporte (73,1%) son los dos a los que de forma destacada los españoles consideran que emiten más gases de efecto invernadero. Por detrás de ellos, el 25,8% de los españoles señala al sector de generación eléctrica.

Con este encuentro, el sector de la carne de vacuno pretende acercar la realidad del sector y de sus profesionales a la sociedad española, mejorando la información veraz en áreas como el desarrollo económico rural, su contribución a fijar población en la España vaciada y su importancia en la conservación del medio ambiente. 

¡Comparte en redes!

Más
noticias

Más noticias